Se trata de un puesto que, de ser útil para Lorca, debería proveerse mediante un procedimiento selectivo inspirado en principios de igualdad, mérito y capacidad

03/01/18. El Portavoz del Grupo Municipal de IU-V, Pedro Sosa, ha revelado esta mañana el contenido de un Decreto de la Alcaldía de Lorca, fechado el pasado 22 de diciembre y del que tuvieron conocimiento ayer lunes día 2 de enero, mediante el cual se produce una recomposición de determinados puestos de personal eventual adscritos al Gabinete de la Alcaldía.

Lo paradójico y absolutamente reprobable de esa recomposición, en opinión del edil de IU-V, es que el puesto de “asesor de participación” creado “ad hoc” hace unos meses para que lo ocupase la exconcejal del PP, Ana María Lidón, sin ningún tipo de procedimiento selectivo respetuoso con los principios básicos de acceso al empleo público, deja de ser ocupado por esa exconcejal del PP para “transferirlo”, sin ninguna explicación ni justificación, a otro exconcejal del PP, en este caso a Joaquín Ruiz Montalván, que ha debido ser el lorquino al que el pasado 22 de diciembre le tocó la pedrea más gorda; un puesto del grupo A que cuenta con unas generosas remuneraciones mensuales.

Sosa manifestaba esta mañana su absoluta oposición a esta decisión y ha explicado las razones que esgrime su grupo político para oponerse al contenido de ese Decreto. En primer lugar para IU-V los puestos de personal eventual, que la Ley vincula a la confianza, deberían limitarse al Gabinete de la Alcaldía y a los grupos políticos, conforme a la legalidad vigente. No tiene sentido alguno que en un Ayuntamiento que cuenta con doce concejalías delegadas, una de ellas, que precisamente no es la más compleja, tenga que tener en lo más alto de su organigrama funcional a un “comisario político” ocupando el puesto de asesor. Si ese puesto de asesor es necesario, sostiene Sosa, debería proveerse mediante el oportuno procedimiento selectivo respetuoso con los principios constitucionales de acceso a la función pública.

De otro lado es poco vendible que esa recomposición tenga como protagonista a un exconcejal del PP, Ruiz Montalván, que va saltando de cargo público en cargo público, sin tener ni la formación académica, ni los conocimientos, ni la experiencia adecuada para ello. Se trata de un señor que desde que presidió el Consejo de la Juventud de Lorca, pasó a ser concejal del PP, de ahí accedió por designación digital al puesto de Director de Gestión del Área de Salud nº 3 en el Hospital Rafael Méndez de Lorca, hasta que las críticas del colectivo sanitario y de los grupos de la oposición en el Parlamento Regional, entre ellas y muy destacadamente las de IU, obligaron a Sanidad a cesar a todos sus cargos elegidos a dedo. Nos consta que después ha tenido aspiraciones para hacerse con el puesto de Gerente del Campus Universitario de Lorca, y frustradas éstas porque ese puesto finalmente será objeto de un concurso público, el Alcalde de Lorca ha decidido darle refugio en el Ayuntamiento de Lorca removiendo de su puesto a otra exconcejal del PP que apenas ha estado en el mismo unos meses y que en su día se nos quiso vender como la persona más preparada de Lorca en materia de participación ciudadana.

 

Sosa afirma desconocer la ascendencia que tiene Ruiz Montalván en las esferas regionales y locales del PP, pero parece evidente que esta designación cabe encuadrarla en las luchas por el poder dentro del PP en Lorca. Lo reprobable para IU-V, sostiene Sosa, es mezclar en esa lucha al Ayuntamiento, comprometiendo su presupuesto y retorciendo el objeto y finalidad de los empleos eventuales y de confianza.

 
buy Dapoxetine