Para Pedro Sosa, “las ordenanzas no son solo para multar con radares, sino que se han de aplicar también para sancionar a quienes tiran la basura a deshora o se comportan incívicamente molestando a sus vecinos”

02.08.18. Pedro Sosa, concejal portavoz de Izquierda Unida Verdes en el ayuntamiento de Lorca, ha comparecido esta mañana ante los medios en el parque de Nuestra Señora de los Dolores del barrio de San Diego, junto con Fermina Re, presidenta de la Asociación de Vecinos Rabaleros y Baba Seidu, presidente de la Asociación de Ghaneses de Lorca, y vecinos y comerciantes de la zona para reclamar al equipo de gobierno que tome medidas ante la falta de civismo de las personas que incumplen las ordenanzas municipales en materia de limpieza y convivencia ciudadana.

Para facilitar la integración de los diferentes colectivos que viven en estos barrios, Sosa presentará como propuesta al pleno de septiembre, la creación de la policía de proximidad, es decir, agentes de la policía local que patrullen a pie en estas barriadas para explicar y vigilar el correcto cumplimiento de las ordenanzas municipales. “Las ordenanzas no son solo para multar con radares, sino que se han de aplicar también para sancionar a quienes tiran la basura a deshora o se comportan incívicamente molestando a sus vecinos”, afirma el concejal.

El hecho de que por ejemplo no se vigile que se deposite la basura en tiempo y forma, provoca que determinados individuos vayan vaciando y esparciendo la basura alrededor de los contenedores, provocando una pésima imagen de la ciudad y los barrios, y generando molestias a los vecinos de alrededor.

Para evitar la masificación de las viviendas, Sosa demanda a Urbanismo que establezca controles que garanticen su habitabilidad y eviten el hacinamiento, y a Servicios Sociales solicita que a las personas  que perciban ayudas municipales, se las aperciba con su retirada si se comportan incívicamente, y que se establezcan controles y medidas que eviten la “guetificación” que se da en la zona del Barrio, como por ejemplo evitar que toda la población escolar inmigrante se concentre en determinados colegios.

Por su parte, Fermina Giner, ha hecho hincapié en que esta denuncia no va en contra de la población inmigrante, sino en pro de que se cree un clima de colaboración entre todos los colectivos que garanticen la convivencia. Para ello, desde la Asociación de Rabaleros que preside, se han impreso guías con las normas de convivencia en árabe para repartirlas entre los comercios regidos por magrebíes, pero esta medida y otras similares no serán efectivas a su juicio, sino se ven acompañadas por policías a pie que velen por su cumplimiento.

Por último, Baba Seidu, presidente de la Asociación de Ghaneses de Lorca, ha afirmado que su colectivo solo desea ganarse la vida dignamente y vivir en paz y armonía en Lorca, y ha recordado que mientras un desalmado lleva varios incendios provocados alrededor del Castillo, el colectivo que preside ha reforestado con anterioridad más de 3.000 árboles y arbustos en el entorno de los pilones, amén de otras actividades en beneficio de la ciudad, como por ejemplo la limpieza del cauce del río Guadalentín e institutos.

 
buy Dapoxetine